Sequedad vaginal y anticonceptivos: preguntas y respuestas

Los expertos recomiendan productos hidratantes con base acuosa

 
Un 60 por ciento de las mujeres que utilizan anticonceptivos orales pueden notar sequedad vaginal, pero sólo un 20 por ciento de ellas acuden a consultar a su médico o ginecólogo por problemas serios. Las molestias diarias como picor o escozor pueden unirse al dolor en las relaciones sexuales por falta de lubricación natural. Los expertos recomiendan el uso de productos hidratantes con base acuosa para aliviar síntomas y restaurar los fluidos de la vagina.

El doctor Pluvio Coronado, especialista del Servicio de Ginecología del Hospital Clínico San Carlos (Madrid), da respuesta a las preguntas más frecuentes sobre sequedad vaginal
  ¿En qué consiste la preservación de la fertilidad?
     
 

¿Qué es la sequedad vaginal?

La sequedad vaginal se produce por una disminución de los fluidos producidos en la vagina. Puede afectar a mujeres de todas las edades, pero generalmente está provocada por un descenso de estrógenos, que son los encargados de mantener el tropismo y la vitalidad de los tejidos de la mujer, así como la menstruación.
 
Esta falta de lubricación puede provocar malestar, como picor en la zona genital, irritación, escozor o incluso dolor durante las relaciones sexuales (dispareunia). La consecuencia de esta alteración es un mayor riesgo de infecciones y dificultades en las relaciones sexuales.
 
 
 
   

¿Por qué se produce la sequedad vaginal?

 
Una de las causas principales es la insuficiente cantidad de estrógenos. Cualquier estado que suponga una caída de estas hormonas puede provocarla. Por ello, durante la menstruación, cuando fluctúan las hormonas, la lubricación también se reduce.
   
Durante el embarazo, después del parto o en la lactancia se pueden producir alteraciones en el flujo vaginal, aunque esta sequedad desaparece cuando los niveles hormonales vuelven a la normalidad.
   
Otra etapa en la vida de la mujer donde suele aparecer la sequedad vaginal es la menopausia. De nuevo, el descenso de estrógenos es la causa de que un porcentaje alto de mujeres sufran este malestar.
   
La vaginitis, que es la inflamación de los tejidos vaginales, también puede favorecer la aparición de sequedad
   
En mujeres con diabetes, la lubricación vaginal puede disminuir, sobre todo en aquellas con un control deficiente de la glucosa sanguínea.
   
Entre las causas psicológicas que pueden hacer descender el flujo vaginal destaca el estrés, que puede provocar un desequilibrio hormonal.
   
El consumo de tabaco y de alcohol puede interferir en los estrógenos y, como consecuencia, hacer disminuir la lubricación vaginal.
   
Algunos medicamentos pueden provocar sequedad vaginal entre sus efectos secundarios. Entre ellos se encuentran algunos antihistamínicos, antidepresivos, antihipertensivos, anti ulcerosos y algunos que se usan en el tratamiento del cáncer de mama, de ovario o de útero.
   
También ciertos fármacos hormonales, como los anticonceptivos, sobre todo los que tienen entre sus componentes un exceso de androgénicos y son bajos en estrógenos.
   
 
 

Sequedad vaginal: ¿Cómo influyen los anticonceptivos?

Preparar el embarazo: pareja
 

La anticoncepción hormonal bloquea la ovulación mediante la administración de estrógenos y progesterona, que anulan la liberación cíclica de hormonas natural en el organismo de la mujer. Las hormonas que se administran evitan que pueda producirse la implantación, en el caso de que llegase a haber ovulación y fecundación.

Algunos fármacos contienen ambas hormonas y otros sólo incorporan progesterona. Los anticonceptivos pueden provocar falta de lubricación entre sus efectos secundarios, ya que pueden resecar las paredes vaginales y provocar irritaciones, sobre todo durante las relaciones sexuales.

 
Esto se debe a la presencia de progesterona, una hormona que regula los ciclos menstruales y la ovulación en la mujer. Su uso hace que el moco cervical se haga más espeso y ello puede producir sequedad vaginal, explica el doctor Pluvia Coronado, facultativo del Servicio de Ginecología del Hospital Clínico San Carlos.
     

¿Todos los anticonceptivos provocan sequedad?

Generalmente sí, explica el doctor Coronado. No hay estudios que avalen cómo afectan, puntualiza, “pero interpretamos que los más potentes podrían favorecer una menor lubricación”. Todo depende, por tanto, de la carga de progesterona que contengan
 

¿Cuáles son los síntomas?

Las mujeres notan falta de lubricación, picor o escozor y malestar en las relaciones sexuales.
 

¿Afectan a todas las mujeres?

El doctor Coronado calcula que en torno al 60% de las mujeres que toman anticonceptivos pueden sufrir los síntomas. El malestar que provocan no afecta a todas por igual. Sólo un 20% de ellas nota problemas serios y acude a la consulta del ginecólogo para recibir tratamiento.
 

¿Hay tratamiento para la sequedad vaginal?

Generalmente, se aconseja el uso de lubricantes como primera opción, explica el doctor Coronado.
 
Existen muchos en el mercado, con diferente composición y características. Para el día a día se prescriben lubricantes con base acuosa, que son más hidratantes, pueden usarse regularmente y son efectivos con dos o tres aplicaciones por semana.
 
Cuando la sequedad afecta a las relaciones sexuales y éstas se vuelven dolorosas o molestas se aconseja usar lubricantes oleosos. En este caso, se aplican en el momento en que se van a mantener relaciones sexuales para reducir la irritación en los tejidos.
 
El tratamiento depende de la frecuencia con que la paciente refiera los síntomas y de su intensidad, de cómo afecta a su calidad de vida, añade Pluvia Coronado.

En cualquier caso siempre es aconsejable acudir a un especialista y comprar productos testados y de venta en farmacias para que cumplan los estándares de calidad.

En casos más extremos, cuando la paciente se queja de que las molestias son muy importantes y afectan a su calidad de vida, se puede decidir eliminar la toma del anticonceptivo, explica Coronado, o cambiarlo por otro de diferente composición.
  Posparto: cómo evitar o mejorar la sequedad vaginal
 

¿Cuándo desaparece la sequedad vaginal?

Los síntomas remiten cuando se deja de tomar el anticonceptivo, que es el desencadenante de esa sequedad, nos cuenta el doctor Coronado, y los niveles de estrógenos se recuperan.
 
 
   

Posparto: cómo evitar o mejorar la sequedad vaginal

 

Hábitos correctos. Es preciso lograr una buena higiene vaginal al ir al baño, fortalecer el suelo pélvico y mantener una actividad sexual para mantener a raya las molestias vaginales.

   

Beber líquidos ayuda. Además, una buena hidratación es importante para mejorar la lubricación natural de la vagina.

   

Usa productos de higiene íntima. Lo ideal es observar una buena higiene íntima: una vez al día y con un gel de pH neutro. Lavar la zona en exceso puede destruir el pH vaginal. Y otra cosa importante: La zona genital debe lavarse con soluciones específicas sin jabón, para que no irriten.

   

Agua tibia con sal. En caso de escozor o picor intenso, pueden ayudar los tradicionales baños de asiento, con agua tibia y sin jabones. Puedes añadir al agua una pizca de sal para aliviar los síntomas.

   

Prebióticos, una buena opción. Tomar alimentos prebióticos mejora la flora vaginal.

   
Los picantes empeoran. Una dieta diaria sin picantes mejora el estado de la vagina, aunque te parezca sorprendente
   

No abusar de los apósitos íntimos. No conviene usar protectoras diarias. Los tampones, que pueden alterar el ph de la vagina, causar más irritación y favorecer la aparición de hongos e infecciones, tienen que usarse lo justo y necesario.

   

Ropa interior de algodón. La ropa interior de algodón, que sea de tu talla, transpira mejor y controla los síntomas de picor o escozor.

   

Vida sexual activa. Las relaciones sexuales mejoran la elasticidad vaginal y favorecen la lubricación. La vagina se lubrica de forma natural durante el coito.

   

Utiliza hidratantes de base acuosa. El uso de lubricantes mejora los síntomas. Para uso diario se recomiendan productos hidratantes, con base acuosa. Y para favorecer la lubricación en las relaciones sexuales, se aconseja usar otros más oleosos.

   
Sin estrés. Una vida emocional y psíquica equilibrada contribuye a la lubricación natural de la vagina.
   

Mejor sin alcohol ni tabaco. Reduce al máximo o elimina el consumo de tabaco y alcohol. Estas sustancias tóxicas contribuyen a la escasez de flujo vaginal.

   
 
Beatriz Martínez